ACTUALIDAD

The American Way: la mentira como estilo de vida

El número 2 de The American Way deja un buen sabor de boca. Violencia y política, odios y mentiras para un cómic de marcada crítica a la sociedad del país más poderoso del mundo.

 Cualquier empresa que se precie tiene que tener un buen departamento de Relaciones Públicas. eso los americanos lo saben. También saben que cualquier grupo de Super Humanos tambien tiene que tenerlo, porque a veces, sólo a veces, es necesario explicar a que se dedican y porque hacen lo que hacen.

Pero no quiero hablaros de RR.PP, sino de una cosa muy diferente: El encubrimiento de las mentiras, la manipulación de los hechos.  The American Way es un cómic que explica las vicisitudes de un grupo de super humanos creados para desviar la atención de la opinión pública, para ratificar las acciones del gobierno de los EE.UU. en temas muy sensibles como la política exterior y los derechos humanos. El objetivo está muy claro: sembrar el pánico entre la población, por un lado, y cultivar la tranquilidad de sus corazones, por otro. Además, es un grupo cuyas acciones se dirigen con el fin de conseguir objetivos políticos y sociológicos en una etapa de los Estados Unidos que se antoja como muy convulsa, el final de la década de los 50 y el principio de los años 60.

 Así pues, vais a encontrar supuestos contenciosos con los comunistas y vais a encontrar que en la lucha por los derechos humanos también se libró una batalla de altos vuelos.  Una batalla en la que se derramó mucha sangre y en la que se destilaron muchos prejuicios y odio. Una lucha entre lo que se informaba y lo que realmente ocurría. 

A la cabeza de este proyecto se encuentra el guionista de cine John Ridley, conocido por todos nosostros por la película Tres Reyes que no queda exenta de crítica  a la guerra y a las maniobras del gobierno norteamericano en su política exterior. A los lápices, George Jeanty, conocido por su trabajo en Majestic y que sabe darle la expresión adecuada a cada situación y personaje para que sean tan dramáticos como sea necesario.

Ya sabeis cualquier grupo de super héroes al servicio del gobierno necesita de un departamento de RR.PP aunque cuando las cosas se salen de madre, no las tapa ni Cristo. Junior Galante

24 de enero de 2008

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí